Mantenimiento del coche: ¿que hacer en primavera?

Mantenimiento del coche en primavera.

Xa conducir con seguridad siempre debes tener un coche en buen estado. Esto significa, en primer lugar, que debes acordarte de vez en cuando de prever el mantenimiento de la máquina, con todas las intervenciones necesarias. Sin embargo, cabe destacar que las intervenciones necesarias también cambian ligeramente a cambio de la temporada. A medida que se acerca la temporada de frío, como hemos visto en otros posts, es necesario centrarse, por ejemplo, en los neumáticos de invierno, así como en un aspecto más cuidado. mantenimiento de la batería. Por supuesto, se podría pensar que la temporada más dura para nuestro coche es el invierno: nieve, hielo, temperaturas extremadamente frías. Pero esto ciertamente no significa que las otras temporadas no pongan a prueba nuestro coche a su manera. Incluso la primavera, la estación más feliz, requiere una intervención específica. Piénselo: su coche ha sufrido mucho en los meses de invierno y, por tanto, necesita especial cuidado, especialmente si no podía pasar los meses fríos en un garaje, protegido. Aquí, entonces, están los pasos principales que no se deben olvidar al hablar mantenimiento del coche en primavera!

Mantenimiento del coche en primavera: las principales intervenciones necesarias

A la vista de la primavera hay muchas operaciones por hacer. Puede comenzar a preparar su huerto o jardín, puede cambiar los armarios, puede hacer la gran limpieza de primavera y sí, también es necesario programar un mantenimiento específico del automóvil. Aquí están las intervenciones fundamentales que cualquiera puede hacer, unaincluso sin contar con habilidades mecánicas particulares.

1- Revisa el nivel de aceite

¿Por dónde empezar con el mantenimiento del coche en primavera? Obviamente, con el primer paso fundamental de cualquier mantenimiento de automóvil que se precie, es decir, control de aceite. Debe enfatizarse que los autos modernos consumen mucho menos aceite que los ‘viejos’, y no es raro encontrarse con autos que requieren aceite nuevo solo en el momento de corte. Pero cuidado: este requisito mínimo de aceite no debe llevarnos a descuidar los controles. De hecho, al hacerlo, podría terminar con un nivel de aceite particularmente alto. bajo, tal vez en medio de un largo viaje. Es mucho mejor no arriesgarse: el daño podría ser enorme. En primavera, este control es especialmente importante, ya que la demanda de petróleo aumenta a medida que se acerca el verano y aumentan las temperaturas. Y recuerda bien: la elección del aceite depende del tipo de coche, de la zona climática e incluso de los hábitos de conducción.

2- Colocar limpiaparabrisas

Las últimas primaveras han sido lluviosas. No decimos que esto sea un pájaro de mal agüero; más bien, le recordamos el hecho de que su automóvil debe estar listo para enfrentar una temporada potencialmente ‘húmeda’. Qué significa eso? Bueno, significa que hay que asegurarse del buen estado de los limpiaparabrisas, y en concreto de sus almohadillas de goma que, moviéndose sobre el parabrisas, lo mantienen seco. Por supuesto, se podría decir que, en Italia, la lluvia es un fenómeno presente en todas las estaciones, por lo que no habría motivos particulares para colocar esta intervención en el mantenimiento del spring car. Tienes razón, pero te estás olvidando de una cosa: durante el invierno, los neumáticos de tus limpiaparabrisas fueron sometidos a un desgaste muy particular. Las temperaturas bajo cero pueden haberlo comprometido flexibilidad y suavidady los depósitos de nieve y hielo en el parabrisas pueden haber creado pequeñas ranuras en la goma. Agregue estos factores a algunos cepillos con unos años sobre sus hombros, y su parabrisas nunca estará lo suficientemente limpio mientras conduce bajo la lluvia. Es mucho mejor, por lo tanto, revisar y eventualmente reemplazar las escobillas del limpiaparabrisas antes de encontrarse en problemas. Por cierto, esta es también una buena oportunidad para llenar con líquido limpiaparabrisas. Durante el invierno, también debido a los depósitos de sal en el camino, tendemos a usar este líquido en abundancia, ¡arriesgándonos a permanecer secos en primavera!

3- Comprobación de la batería

No hace mucho tiempo vimos el especial cuidado que se le debe dar a la batería del automóvil en invierno, una temporada que somete al acumulador a una presión especial. Y por ello, al final de la estación fría y con la primavera sobre nosotros, es necesario comprobar si la batería ha sobrevivido ilesa al invierno. Este control es tanto más fundamental si la batería tiene más de 4 o 5 añosi, o en el caso de que el coche no pudiera descansar en el garaje durante las noches más frías. Luego, deberá verificar el nivel de electrolito desenroscando las tapas e iluminando el interior de la batería, una operación que solo es posible con baterías sin sellar. También podrá pasar unos minutos en el limpieza del exterior de la batería, y especialmente de los dos abrazaderas, que debe frotarse en caso de corrosión y luego protegerse con del Grasa de vaselina.

4- Revisa los neumáticos

Empecemos recordando que hasta el 15 de abril está vigente la obligación del material de invierno: los que monten el neumáticos para nieve, por lo tanto, debe esperar hasta esa fecha antes de pasar a Neumáticos de verano. Pero ciertamente no significa que, hasta esa fecha, no haya que hacer nada. Entre el final del invierno y el comienzo de la primavera es importante recordar comprobar la presión de los neumáticos, especialmente porque los neumáticos están sujetos a pérdidas de presión debido a cambios rápidos de temperatura. Los controles periódicos de los neumáticos son esenciales para garantizar un alto nivel de seguridad (especialmente en nuestros manantiales de lluvia) y para minimizar el consumo de combustible.

5- Revisa los frenos

Este es el último paso fundamental a dar cuando se trata del mantenimiento del automóvil en la primavera. Por supuesto, el sistema de frenado debe estar en perfecto estado todo el año, pero no hay duda: es en primavera cuando vuelven a empezar las salidas fuera de la ciudad y los fines de semana, sin olvidar las vacaciones de Semana Santa. Por tanto, antes de emprender un viaje de cierta importancia, es recomendable comprobar la eficacia de los frenos y, en caso de duda, contactar inmediatamente con su mecánico de confianza.

Deja un comentario